jueves

Me duele el pecho cuando hablo mal del Papa... ¿Estás ahí Dios? Soy yo, Marina.

No hay comentarios.: